Skip to Content
Una docena de alumnos de los conservatorios de la región concurren a esta prueba ‘decisiva’, encuentro en el que habrán de mostrarse magistrales ante el público en la tarde del sábado 18 de noviembre,

La Giralt Laporta de Valdemorillo, escenario de la Fase Autonómica del Certamen Nacional de Interpretación ‘Intercentros Melómano’

Surgido a iniciativa de la Fundación Orfeo con el objetivo de fomentar la participación de los estudiantes en concursos de carácter profesional,

El Certamen alcanza ya su decimosexta edición, volviendo a contar para esta cita tan especial con el patrocinio del Ayuntamiento de Valdemorillo y la Comunidad de Madrid, así como con el apoyo de la editorial Music Sales

Tags relacionados: Valdemorillo, Cultura
  • 0
    Sin votos
    Su voto: Ninguno

A partir de las 17,00 horas se sucederán las actuaciones al piano, el violón y el contrabajo o en el sonido de la flauta y el clarinete, por citar algunos de los instrumentos

Sobre los formidables ecos de la anterior edición en la que una vez más el escenario del Auditorio municipal se reveló como el mejor a la hora de llevar ante el público y también frente al Jurado a los músicos de la región que, pese a su juventud, se muestran ya magistrales con su dominio de los diferentes instrumentos. Porque Valdemorillo tiene nueva cita con el Certamen Nacional de Interpretación ‘Intercentros Melómano’ que, alcanzando ahora su decimosexta edición vuelve a alzar el telón de la Giralt Laporta para dar paso a la esperada Fase Autonómica. Una prueba decisiva a la que ese centro cultural acoge como sede oficial, confirmado así su apuesta por la música interpretada por algunas de sus grandes promesas, ya sea al piano, demostrando habilidad con la travesera, sorprendiendo con el violón o el contrabajo, deleitando, en suma, con las notas hábilmente elevadas, confirmando la grandeza de hacer sentir, emocionar, con su certero conocimiento de las más variadas especialidades instrumentales, ya sean de cuerda o viento, percusión y hasta canto.

Porque, un año más llega el gran momento de buscar a los mejor clasificados entre una docena de alumnos de los distintos conservatorios de la región y más aún, de nombrar entre ellos, al mejor, al que con su más sobresaliente clasificación se convierta, tras su paso por Valdemorillo, en el representante que aspira a dejar en lo más alto el pabellón de la Comunidad de Madrid en la gran final de este Certamen. De lograrlo, el reconocimiento y el triunfo, y ya en la práctica la posibilidad de realizar una gira de conciertos por toda la geografía española, entre recitales solistas y conciertos con orquesta sinfónica, porque este es el máximo galardón para el mejor entre todos los mejores de cada autonomía, a otorgar gracias a esta iniciativa de la Fundación Orfeo que para la cita de este 18 de noviembre aúna el patrocinio de Ayuntamiento y Comunidad de Madrid, así como el apoyo de la editorial Music Sales.

Y el reto podrá disfrutarse por igual sobre las tablas o en el patio de butacas, al que con ocasión de este evento se podrá acceder con entada libre hasta completar aforo. Porque vecinos y aficionados a la música en general tendrán ocasión de disfrutar comprobando la capacidad y gran vocación de la que ya hacen gala los llamados a compartir cartel en la tarde de este sábado 18, cuando a partir de las 17,00 h., se sucedan las actuaciones, cada una con una duración máxima de quince minutos, que harán trabajar a los tres responsables de emitir el fallo que revele el palmarés de esta nueva Fase Autonómica. Un trío de profesionales, el formado por Alfonso Carraté, como director del Certamen, el compositor David del Puerto, Premio Nacional de Música, y el profesor Gabriel Gomila, quien está al frente de la Escuela Municipal de Música, Danza y Enseñanzas Artísticas, que seguro lo tendrán difícil a la hora de proclamar ganadores por la valía que ya avala la presencia de todos ellos en esta tarde de sello tan musical.

Comentarios - total 0

Distribuir contenido
r