Skip to Content

Sablazo del IBI en Parla

Tags relacionados: Parla, Cartas al Director
  • 5
    3 votos
    Su voto: Ninguno

Alberto Canales Mendoza

Clamor contra el ayuntamiento de Parla ante la indignación mayúscula que nos hemos llevado otro año más los parleños cuando hemos abierto el recibo del IBI y hemos visto el desmesurado e irracional importe a pagar. Era una salvajada ya conocida de antemano y, desgraciadamente, las peores expectativas se han confirmado de nuevo. ¿Dónde va nuestro dinero? Es evidente que invertido en Parla no, y cualquiera que quiera comprobarlo puede salir de la estación de Cercanías e iniciar un recorrido desolador para comprobar el calamitoso y degradado estado de la ciudad.

Este 'sablazo' del IBI en Parla tiene como objetivo desvalijar y empobrecer a los parleños mientras se suceden sin descanso las imputaciones judiciales de los gobernantes socialistas de Parla tras más de una década de ruina, despilfarros y presuntas irregularidades.

Teniendo en cuenta que estamos hablando de la arruinada y degradada Parla, la capital del paro y el municipio con el valor del suelo más barato de toda la Comunidad de Madrid y donde la devaluación y el estallido de la burbuja inmobiliaria han dejado una dramática desolación en forma de miles de viviendas nuevas vacías, otras tapiadas y el resto simplemente invendibles. No sólo eso, en consonancia con un panorama económico muy negativo, el descenso de estos últimos años en el precio de las viviendas ha sido especialmente abismal en Parla. Humildes y precarias viviendas del centro de Parla por las que se llegaron a pagar hasta 200.000 euros en los años álgidos de la burbuja inmobiliaria están ahora intentando ser vendidos por 25.000 euros y ni aun así nadie quiere venir a vivir a Parla conocedores de la precariedad, okupaciones de viviendas, inseguridad, ruina y carencias.

La indignación se hace palpable cuando uno realiza esa sencilla comparación entre lo que paga y lo que recibe a cambio comparado con otros municipios de alrededor, infinitamente más desarrollados y habitables. El caso de Parla es flagrante y aberrante, una humillación a los parleños por parte del Ayuntamiento.

En Parla, conocida también como el "paraíso okupa", por desgracia seguiremos pagando impuestos como ricos para recibir precarios servicios de tercera división a cambio.

Comentarios - total 0

Distribuir contenido
r