Skip to Content

El Hospital Gregorio Marañón desarrolla un programa de rehabilitación de niños con cardiopatías y trastornos neuromotores asociados

Tags relacionados: Madrid, Salud
  • 0
    Sin votos
    Su voto: Ninguno

El Hospital Gregorio Marañón de la Comunidad de Madrid realiza un abordaje integral rehabilitador de la patología cardiaca infantil dirigido a pacientes con cardiopatías congénitas que tienen asociados trastornos del desarrollo neuromotor. Se trata de pacientes en crecimiento que requieren un programa rehabilitador individualizado de seguimiento e intervención precoz, tanto a corto plazo, para tratar o prevenir complicaciones inmediatas, como a largo plazo, para que estos niños puedan tener una mayor calidad de vida. Para ello, en el periodo pre y en el postoperatorio se realizan evaluaciones físicas, ocupacionales, del habla y del desarrollo neurológico. Con estos exámenes, los profesionales del centro aplican tratamientos individualizados y adaptados a las características y al momento de cada paciente.

Este programa incluye fisioterapia para deficiencias motoras gruesas o de marcha, terapia ocupacional para facilitar las actividades de la vida diaria, y motoras finas o logopedia para terapias de la alimentación y de la comunicación, considerando las posibles dificultades cognitivas y conductuales de cada paciente. El programa está integrado por 19 especialistas entre médicos rehabilitadores, fisioterapeutas, foniatras, logopedas y terapeutas ocupacionales y cuenta ya con 35 niños en tratamiento.

Más del 50% de los pacientes infantiles con cardiopatías congénitas presentan asociados trastornos del desarrollo neuromotor. Estas complicaciones suelen ser alteraciones de la deglución, habla, así como problemas de integración sensorial, movilidad, tono muscular, equilibrio o coordinación. Además presentan, frecuentemente, alteraciones ortopédicas como escoliosis de diferente gravedad. Los trastornos neuromotores se asocian a una reducción en la calidad de vida así como a una mayor morbilidad y a un aumento del número de complicaciones.

“Los pacientes con cardiopatías congénitas son pacientes complejos y únicos dada su patología cardiaca y los problemas asociados que presentan. Por ello es imprescindible una valoración y un manejo personalizado en cada etapa de crecimiento y proporcionar apoyo terapéutico y educativo desde el inicio” explica Marta Supervía, del Hospital Gregorio Marañón.

Comentarios - total 0

Distribuir contenido